sábado, 10 de marzo de 2012

En Madrid Rio

El resultado de las obras que han paralizado Madrid durante varios años es una nueva zona de casi 30 km de sendas, pistas deportivas, patinaje, escalada, ciclismo, parques y juegos infantiles que han ganado a la carretera en la zona del Manzanares.

En Madrid Río hay 17 áreas de juegos infantiles, distribuidas a lo largo del salón de Pinos y del Parque de la Arganzuela. Los juegos, especialmente diseñados para su integración ambiental en el entorno, ofrecen soluciones diversas, entretenimiento y ocio imaginativo a los niños utilizando materiales sostenibles y naturales. Pueden encontrarse diferentes figuras de animales talladas en madera y troncos de árboles que configuran estos espacios infantiles como si fuesen pequeños bosques de juegos dentro del bosque más grande de pinos que les rodea.

Los juegos están construidos con troncos, cuerdas de cáñamo y caucho, que configuran telas de araña, hamacas, puentes colgantes o lianas para trepar, complementadas con elementos auxiliares como cadenas, anillas, ruedas o parábolas. Son espacios de recreo que forman elementos de juego simples y versátiles que permiten una gran variedad en su forma de utilización, de forma que los niños disfrutan estimulando sus habilidades, creatividad e imaginación.

Cada una de las diez zonas de juego infantiles tiene características diferentes. De norte a sur, la zona 1 está formada por juegos horizontales de troncos de equilibrio y hamacas de cuerda; la zona 2 incorpora elementos para habilidad y equipos para niños pequeños, como un grupo de cerditos de madera; la zona 3 es un conjunto de juegos horizontales y verticales que funcionan como un solo conjunto de múltiples habilidades; la zona 4 es un entramado de troncos y cuerdas así como troncos verticales que permite juegos de equilibrio, orientación y fuerza; la zona 5 posibilita el juego espacial y da relevancia a las habilidades de fuerza; la zona 6 contiene juegos espaciales y de equilibrio; la zona 7, está destinada a niños pequeños y enfocada a juegos de imaginación y compartidos; la zona 8 ofrece una gran diversidad de usos y posibilidades, ya que es para todas las edades; la zona 9 es un espacio sencillo para niños que combinan equilibrio con habilidades, y la zona 10 es una zona retirada y protegida para niños de corta edad, y en ella se encuentra el segundo conjunto de animales.

A nosotros la parte que más nos gusta es la zona entre el Puente de Praga y el Puente de Toledo, con el parque de la Arganzuela donde sus arboles permiten cobijarnos a la sombra en verano, y con las dos zonas recreativas que tiene en un espacio muy corto, con el gran barco pirata, la jungla de troncos y los toboganes.



Más información, planos y datos útiles en la página del Ayuntamiento de Madrid